RÉGIMEN DE CIFRAS ENGAÑOSAS QUE TAPA LA PENURIA

RÉGIMEN DE CIFRAS ENGAÑOSAS QUE TAPA LA PENURIA

Chavela Villamil

Duque presenta como logros el crecimiento del Producto Interno Bruto (PIB), y las predicciones económicas que dejan al país por encima de la media latinoamericana; pitonisadas que contrastan con la contracción del consumo de productos básicos por reducción del poder adquisitivo per cápita.

El modelo económico global está fundado en la acumulación de capital en un reducido grupo plutocrático, por esto, el crecimiento de la economía [1] es medido por la oscilación del PIB, que no es más que una magnitud macroeconómica que expresa el valor monetario de la producción de bienes y servicios de demanda final, en otras palabras, no basta con medir las utilidades ya que vender no es sinónimo de crecimiento económico, mucho más si se tiene en cuenta que el modelo neoliberal incrementa el capital de un grupo social reducido, a la vez que decrementa el poder adquisitivo de la mayoría de la sociedad, acrecentando la pobreza, la desigualdad y la exclusión.

Nos quieren ‘vender humo’

Los logros y méritos alcanzados durante el cuatrenio que termina son más bien escasos y el campo económico no es la excepción, por esta razón el saliente Presidente Duque con ayuda de las empresas de comunicación presentan el leve repunte en el PIB y el empleo, y el incremento del 10 por ciento del Salario Mínimo como grandes logros; utilizan estos incrementos esporádicos para publicitar la falacia de una reactivación económica, la cual ‘se cae por su propio peso’ cuando contrastamos el PIB con los demás indicadores económicos, que reflejan el estado precario de nuestra economía y el crecimiento sostenido de la desigualdad y la pobreza.

En el año anterior el PIB fue de 10,6 por ciento y sopesa medianamente la caída de la productividad del 2020 cuando fue de -6,8 por ciento, este relativo crecimiento del PIB obedece a un ‘efecto rebote’ producido por la reanudación de muchas actividades comerciales post pandemia, pero no se puede considerar de ninguna manera una constante de crecimiento; según las Proyecciones del Fondo Monetario Internacional (FMI) este año nuestra economía crecerá 6,3 por ciento y 3,2 por ciento para 2023 [2], lo cual señala una contracción de la economía y va en consonancia con las alarmas que indican el riesgo de un periodo global de estanflación.

Políticas regresivas de Duque

Las políticas económicas adoptadas por Duque se caracterizaron por las exenciones tributarias de las mega empresas (más de 20 billones de Pesos), lo cual gestó una política regresiva en términos de desarrollo social y disminución del Déficit de Gasto Social; sus nefastas políticas incrementaron el déficit fiscal, toda vez que gastamos más de lo que producimos, el recaudo lo destinó mayoritariamente al Gasto Corriente (burocracia, Guerra, pago de Deuda Externa), incrementó exorbitantemente la Deuda Externa (DE) y el déficit de balanza comercial, además de importar el 43 por ciento de los alimentos básicos.

Un nuevo modelo económico

El problema de la economía colombiana no es financiero sino económico, los impuestos cubren medianamente la Balanza de Gastos, el problema radica en la destinación del gasto y que gran parte del recaudo se destina al Gasto Corriente; cualquier propuesta tributaria, financiera o medida que busque mitigar la brecha social y dinamizar la economía, es inocua sino se rompe la lógica antifinanciera de la DE y además se requiere un cambio urgente en el modelo económico, que se centre en fortalecer y desarrollar la producción nacional y aumentar el poder adquisitivo per cápita.

Necesitamos una política financiera que recorte los gastos suntuarios y el Gasto Corriente, y que modifique la tributación en aras de que esta sea redistributiva, que las empresas y las personas naturales con mayor capital aporten acorde a sus utilidades netas, de igual forma, estos recursos se deben destinar a incrementar el Gasto Social para subsidiar la mayoría excluida y empobrecida.

____

[1] El término economía denota las formas y métodos para administrar los recursos disponibles para satisfacer las necesidades humanas.

[2] PIB de Colombia crecería un 6,3 por ciento en 2022, según proyecciones del FMI. Forbes, 27-07-2022.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.