LA CULPA NO ES DE LAS TORRES

LA CULPA NO ES DE LAS TORRES

Hernando Martínez

La humanidad rememora las víctimas de los atentados del 11 de septiembre de 2001; este año con la derrota de la Otan en Afganistán se abre el velo que cubre los millones de víctimas causadas durante 7.300 días de la Guerra antiterrorista decretada por Estados Unidos (EEUU).

Veinte años después se conoce que las Torres Gemelas fueron derribadas mediante un meticuloso plan en el que cortaron con explosivos sus columnas principales, al tiempo que terroristas suicidas enviados por Arabia Saudita chocaron dos aviones contra ellas, este autoataque permitió a las élites de EEUU recomponer el consenso bipartidista debilitado por el fraude electoral que hizo Presidente a G.W. Bush (2001-2009), también justificó lanzar la fracasada Guerra contra el terror (WOT, por sus siglas en inglés), además propició la promulgación de la Ley Patriota que arruinó  las libertades individuales consagradas en la Constitución de EEUU.

El mismo 11 de septiembre de 2001 “el Consejo de Seguridad de la ONU aprobó la Resolución 1368, condenó el ataque terrorista de Nueva York y Washington y afirmó el derecho a la autodefensa individual o colectiva, el 7 de octubre EEUU y Gran Bretaña lanzaron los primeros ataques aéreos contra Afganistán” [1], acusado de proteger a los terroristas, dejando en paz a Arabia Saudita fundadora y patrocinadora de Al Qaeda la organización que perpetró los atentados. 

La WOT derivó desde 2003 en una “Guerra preventiva” con “intervenciones humanitarias” de la Otan y sus aliados contra Irak, Libia, Siria y Yemen. 

Guerra sin fin: incubar y reciclar enemigos

Al Qaeda y Bin Laden fueron una fabricación de EEUU y de la monarquía fundamentalista de Arabia Saudita en los años 80 del siglo pasado, como instrumentos de Guerra terrorista en Afganistán, entonces invadido por tropas de la Unión Soviética [2].

Al Qaeda ha tenido escisiones y derivaciones usadas en las Guerras de Otan contra Libia, Siria e Irak en los últimos 20 años, ahora las Agencias de Inteligencia de EEUU utilizan al Isis-K en Afganistán para continuar desestabilizando la región [3].

Bajo el rótulo de la WOD, EEUU y sus socios de la Otan aprovechan para vender armas, capturar riquezas mineras e imponer regímenes títeres en lugares geoestratégicos.

Inventan mentiras para invadir naciones

Los EEUU y la Otan luego de matar a Bin Laden en Pakistán en 2011 prolongaron la Guerra por 10 años más, porque su propósito no era aniquilar a Al Qaeda, como lo declararon al iniciar esta Guerra.

La invasión de Irak en marzo de 2003 fue para derrocar a un Gobierno que supuestamente poseía armas de destrucción masiva, que luego se conoció que nunca existieron, pero Irak fue destruido.

Con mentiras similares realizaron la “intervención humanitaria” contra Libia, difamada ante el mundo como de poseer un Gobierno que atacaba a su pueblo, la agresión la perpetraron para “instaurar la democracia” provocando lo contrario una Libia saqueada y sumida en el caos.

Un método de terror como la tortura usado ampliamente por EEUU y la Otan lo trataron de ocultar, por fortuna WilkiLeaks develó esta práctica genocida en el cuartel de Abu Ghraib de Irak, por esta revelación Julián Assange sigue preso y bajo amenaza de extradición y pena de muerte. 

El remedio fue peor que la enfermedad

En 2001 la Federación Rusa apenas empezaba a salir del impacto del derrumbe de la Unión Soviética, postración a que la llevó el Gobierno de Boris Yelsin (1991-1999), y la República Popular China no alcanzaba la condición actual de potencia económica y política, el mundo aún giraba alrededor de un solo polo EEUU/Otan, era unipolar, lo que fue aprovechado para invadir países  burlando principios del Derecho Internacional, especialmente el de la autodeterminación de los pueblos.

La WOT ha causado muchas más víctimas que el terrorismo que dice combatir, solo en la Guerra en Afganistán fuentes extraoficiales reportan la muerte de 3.566 soldados invasores, 100.000 civiles afganos, 78.000 soldados y policías aliados del invasor y 84.000 Talibanes muertos, además de 2,6 millones de afganos refugiados [4].

Al Qaeda el engendro creado y nunca abandonado por los EEUU y Arabia Saudita ha mutado y se expande por África y Asia; los bombardeos antiterroristas con drones de EEUU/Otan mataron miles de civiles en Oriente Medio y África [5]. El éxodo causado por la destrucción de los países, el terror creado y la miseria ocasionada produjo el mayor drama humanitario después de la Segunda Guerra Mundial (1939-1945).

El fracaso de las Guerras de ocupación de EEUU/Otan continuarán ocurriendo mientras mantengan su política de imponer su modelo de democracia y su visión de los Derechos Humanos, negando la soberanía y las culturas nacionales.

La retirada de EEUU/Otan de Afganistán repercutirá en el curso de la Guerra en Siria y Yemen, en la ocupación a Palestina por Israel y en la reconfiguración de las alianzas en Asia.

_____

[1] Afganistán: las claves de una operación que llega a su fin. DW, 30-06-2021.

[2] Biden, sus asesores y la derrota afgana. Sin Permiso, 19-08-2021.

[3] Terror duradero para siempre de Al Qaeda a Isis K. Asia Times, 30-08-2021.

[4] Afganistán en cifras: ¿cómo ha cambiado el país en los últimos 20 años? BBC, 23-08-2021.

[5] Obama admite que el programa de drones de Estados Unidos «asesinó a civiles». Rtve, 2-04-2016.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.